fbpx

¿Tablet vs Portátil, cuál elegir?

Si estás pensando en comprar un portátil o una tablet, pero tienes dudas sobre cuál se adaptaría mejor a tus necesidades, en este blog te explicamos las principales diferencias entre ambos y con suerte, te ayudaremos a tomar la decisión final.

Por suerte para nosotros, la industria tecnológica avanza a una velocidad de vértigo y tienes a tu disposición miles de modelos de ambas familias. Además, hoy en día existen portátiles con pantalla táctil como la de una tablet, y tablets con teclado inalámbrico como el de un portátil. Pero hoy no vamos a hablar de estos modelos “transformer”; si no sabes por donde tirar a la hora de elegir entre portátil y tablet, que sepas que los factores a tener en cuenta son: tamaño, peso, batería, utilidad, y memoria.

Por norma general, las tablets son más pequeñas y ligeras en comparación a un portátil por la sencilla razón de que un portátil cuenta con más componentes internos. También debes saber, que a medida que la tecnología sigue avanzando, tanto los ordenadores como las tablets se renuevan. En el futuro, ambos van a estar compuestos de piezas más pequeñas y van a funcionar mejor que los modelos actuales, llámalo evolución.

En cuanto a la batería, las tablets están pensadas para una mayor durabilidad de carga. Las tablets no cuentan con un procesador tan avanzado como los ordenadores, tienen un software más simple de tipo Android o IOS (como el de un teléfono); mientras que los ordenadores cuentan con softwares más potentes, como el de Windows por ejemplo. Para que te hagas una mejor idea, la batería de una tablet puede durar entre 10 y 24 horas dependiendo de su uso, mientras que la batería de un portátil de gama media va a durar entre 2 y 4 horas de uso continuado.

Que haya una diferencia tan abismal entre las dos baterías, se debe a la utilidad que se les da a ambos dispositivos: mientras que la tablet está limitada a no realizar más de una tarea simultáneamente, el ordenador es ideal para el multitasking. En gran parte, la diferencia viene dada por la necesidad de tener apps instaladas en la tablet, pues las webs no suelen estar adaptadas a estos dispositivos. Por otra parte, con el ordenador se puede acceder a cualquier página a través de la web, como también descargar aplicaciones.

Si por otra parte lo que te preocupa más es el almacenamiento, la diferencia, al igual que la duración de la batería es abismal, pero en este caso gana el ordenador portátil. Como ya hemos explicado, un portátil cuenta con más componentes internos, en el caso de la memoria, un disco duro con mayor capacidad. Mientras que los discos duros de las tablets tienen una capacidad que ronda los 28 y 128 GB, un portátil cuenta con una capacidad bastante mayor, de un mínimo de 32 GB y un máximo de 2 TB, incluso los hay que tienen más. En el caso de que necesites ampliar la memoria, tienes opción de hacerlo mediante una tarjeta SD para tablet y un puerto USB para ordenador.

En conclusión, las tablets por norma general son más cómodas a la hora de transportar y guardar, pues son más pequeñas y ligeras. Las pantallas de estas también suelen ser más pequeñas y de menor calidad; te sirven para realizar una o dos tareas a la vez, ya que no son capaces de operar con más de dos programas pesados al mismo tiempo. Puedes ver películas, series, mandar algún email, jugar a juegos, etc. como si utilizaras un teléfono más grande. El portátil por otro lado, te servirá para trabajar en cualquier cosa, manteniendo varios programas abiertos con fácil alternancia: edición de fotos y vídeos, desarrollo de páginas web, son solo dos opciones de las muchas que te da un ordenador portátil para trabajar de forma más efectiva que con una tablet. En definitiva, portátil para trabajar; tablet para ocio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir el Chat