fbpx

Adicción al teléfono móvil, conocer los límites.

Imagina que estás a punto de trabajar o estudiar, cuando de repente te salta una notificación en el móvil, decides ver qué es, pero acabas entrando en alguna red social, miras si te ha llegado algún mail o mensaje, e igual también aprovechas y echas una partida a tu juego de móvil favorito. De repente miras el reloj, y ha pasado una hora; una hora de productividad tirada a la basura por quedarte mirando una pantalla… Esto pasa de forma habitual tanto en jóvenes como en adultos, y no es de extrañar, pues los smartphones actuales están programados para entretener y mantener tu atención el máximo tiempo posible… Quédate en este blog para averiguarlo todo a cerca de la adicción al teléfono móvil, conoce tus límites!

Desde hace décadas, los teléfonos han evolucionado de fijos a móviles, de botones a táctiles, de solo poder llamar a poder hacer infinidad de cosas. Ahora puedes, conectar con tu amigo/a a cualquier hora del día con un simple click, publicar o compartir videos, imágenes, invitar a tus amigos a eventos, escuchar música, mandar mensajes instantáneos…. También puedes hacer cosas productivas con el: estudiar, editar videos y fotos, ver a familiares o amigos que están a miles de km… Sin lugar a dudas, los teléfonos móviles son de gran utilidad cuando les das un uso correcto, el problema viene cuado perdemos la noción del tiempo y productividad por este artefacto, que puede causar problemas mayores con el paso del tiempo.

Para entender mejor esta teoría, te recomendamos ver el documental de Netflix “El dilema de las redes sociales”. En este documental se explica a la perfección el algoritmo que se utiliza en las redes sociales para captar y mantener tu atención por preiodos prolongados de tiempo. Para resumir: este documental explica la forma en la que las redes sociales y juegos recopilan datos de tu celular, tus búsquedas en internet y redes sociales quedan registradas y; en el momento que estés conectado, las mismas apps empiezan a mostrar publicaciones y pulicidad que van acorde con tus búsquedas para captar y mantenerte ocupado con el teléfono.

El principal problema con este algoritmo es la falta de información a cerca del mismo. Como con cualquier otro tema, es más fácil caer en esto si estás desinformado/a. Con el paso del tiempo y el aumento de uso del teléfono, distintos tipos de condiciones van apareciendo en tu forma de actuar y realizar el día a día. A pesar de que la adicción al teléfono no esté reconocida comotal, ya ha sido comparada con la adicción al juego por distintos estudios médicos. La adicción al móvil puede desarrollarse en un plazo corte de tiempo por suponer un placer inmediato que genera también cambios bioquímicos en el cerebro. Se considera que tener al menos cuatro de los siguientes síntomas podría asociarse con la adicción al teléfono móvil:

  1. Necesidad de mirar el móvil cada 10 minutos aproximadamente.
  2. Varios intentos fallidos al tratar de usar el móvil con menos frecuencia.
  3. Preocupación por el uso del teléfono.
  4. Sentimientos no deseados como ansiedad al no usar el celular durante un tiempo prolongado.
  5. Pérdida del sentido del tiempo.
  6. Poner en riesgo situación académica o laboral por un uso excesivo del teléfono.
  7. Sentimientos de irritación, enfados o tensión al no poder usar el teléfono.

Estos síntomas pueden ser los causantes de varios problemas físicos que podrían causar daños permanentes o difíciles de tratar como:

  1. Dolor o incomodidad en los ojos al mirar cualquier pantalla durante poco tiempo, visión borrosa, o dolores de cabeza.
  2. Porblemas de cuello.
  3. Aumento de enfermedades por gérmenes (Esto es más evitable si mantienes una higiene regular de tu teléfono).
  4. Accidentes de tráfico: El uso del móvil mientras conduces aumenta el nivel de distracción y puede ser tan peligroso como conducir bebido, según indican varios estudios médicos.
  5. Trastornos de sueño: La luz brillante antes de dormir disminuye la calidad de sueño ya que activa el cerebro.
  6. Ansiedad y depresión que afectan directamente a la persona en cuestión a sus relaciones personales.

En este caso no se trata de una adicción a sustancias sino que el vínculo es conductual, adicción a teléfono m´ovil. Es una conducta irreprimible, incontrolable y exagerada que desplaza a otras actividades y la adicción al móvil se traduce en lo que cualquier otra dependencia de este tipo: Un carácter inmaduro, inseguridad en uno mismo, inestabilidad y dificultades de comunicación. El objeto, el celular en este caso, es un sustituto de las parcelas de la personalidad que están en déficit.

Si eres padre o madre y estás preocupado por tu hijo/a, debes saber que la amenaza de castigar sin móvil solo atenúa el problema. Esta adicción, como ya hemos mencionado es conductual y hay que tratarl a como lo que es, una adicción. Debes conciencarte a ti y tus seres queridos sobre los pros y contras de los teléfonos móviles y aprender a utilizarlos para tu bien, sin que esto suponga cambios en tu conducta y forma de ser.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir el Chat